Gabriel Alfredo Federico Delgado tiene 34 años y vive junto a su familia en el barrio Belgrano de la ciudad de Quimilí, departamento Moreno.

Pelea por su vida, luego de que fue a cazar con amigos, sufrió un accidente que es instruido por la Fiscalía de la Circunscripción Capital.
El lamentable hecho se produjo en la madrugada del 17 del corriente mes, cuando Delgado y otras seis personas más se juntaron para salir a cazar. Habrían abordado una camioneta y se dirigieron hasta la localidad de Petocha, distante a unos 30 kilómetros de Quimilí, departamento Moreno.
Cerca de las dos de la madrugada, Delgado iba en la caja de una camioneta que era conducida por un sujeto de apellido Moreno. Habría intentado realizar un disparo, cuando el conductor realizó una mala maniobra y la víctima, cayó al vacío. Sufrió golpes en la cabeza y tuvo que ser internado de urgencia en el hospital zonal de Quimilí. Luego, fue derivado al CIS Banda, en grave estado de salud.
“Los médicos nos dijeron que entró en estado vegetativo, que clínica y médicamente se ha hecho todo, se está haciendo todo. Pero no nos dan muchas posibilidades de que él —por Gabriel— salga de este estado. Solo nos queda esperar el milagro por la salud de mi hermano. Es lo que nos dijeron los médicos en el CIS Banda”, remarcó a Nuevo Diario, Micaela la hermana de la víctima.
Por otro lado, indicó: “Como familiares tenemos mucha impotencia, porque si fueron seis personas que estuvieron con él, porque solo se presenta una caída. El accidente fue a las 2 y lo llevaron al hospital a las 4. Quien hoy tiene la única verdad, es mi hermano y lamentablemente, tal vez, no la sepamos nunca”. En cuanto al estado de salud de Gabriel, Micaela se entrevistó con los médicos que lo asisten, quienes le revelaron: “El paciente tiene una inflamación completa del cerebro. No es un sector u otro, con los estudios realizados no se pudo determinar una lesión. Por lo que ellos —por los médicos— me indicaron que la lesión no es en sí un golpe, lo que hace que todo esto empeore, es el manoseo que ha tenido después de la supuesta caída que él tuvo”. Mientras Gabriel permanece internado, Micaela, la concubina de la víctima y otros testigos se entrevistado con el fiscal de Capital Martín Silva, quien lleva a cabo la investigación penal preparatoria del hecho.
En este marco, la hermana de Gabriel remarcó: “En una primera instancia, cuando mi hermano fue ingresado al hospital de Quimilí. El chico que lo llevó, lo primero que nos dijo fue que habían ido a cazar en una moto y que él —por Gabriel— se habría caído de una moto. Como que se habría desvanecido, por eso cayó. Desde aquí, lo derivaron con un ACV. Delgado ingresó al hospital, en coma, según nos dijeron los médicos de aquí. Por lo que lo estabilizaron y lo trasladaron. Pero luego comenzamos a averiguar y pudimos saber, que efectivamente habían ido a cazar en una camioneta y que mi hermano, habría caído de la caja. Hoy solo pedimos que se investiga bien qué pasó y saber cómo evoluciona mi hermano”.

“La idea era dejarlo ahí”, le habrían confesado a Micaela

En medio de la angustia y la incertidumbre por saber qué pasó con Gabriel Delgado, la madrugada del 17 de este mes cuando salió a cazar con sus amigos; sus familiares iniciaron una averiguación paralela y pudieron entrevistarse con uno de los amigos del joven.
“Nos pudimos contactar con el chico que llevó a mi hermano al hospital, quien nos dijo que había ido en camioneta a cazar y que había otras seis personas más. Mi hermano se habría caído de la camioneta, por querer hacer un tiro. Ellos no se dieron cuenta del accidente y cuando lo hicieron, volvieron y lo levantaron”, remarcó a Nuevo Diario Micaela.
Al tiempo que agregó: “En un momento, entre llanto y congoja, esta persona me confesó que ‘la idea era dejarlo ahí’. Entonces, él —por el amigo de Gabriel— se fue a la casa y volvió en la moto para buscar a mi hermano. Luego me dijo que ‘se había tratado de un accidente’. Pedimos que se investigue todo”.

Se secuestró la camioneta y celulares 

En el marco de la investigación penal preparatoria que lleva a cabo el fiscal Martín Silva conjuntamente con los efectivos de la Comisaría Comunitaria 29 de Quimilí, se conoció que se pudieron realizar importantes avances. Hasta el momento, los uniformados tienen secuestrados los celulares de los amigos de Gabriel Delgado. Son las personas quienes están sindicadas de ser las últimas que estuvieron con él.
Además, se incautó una camioneta que era conducida por un sujeto de apellido Moreno en la que se habrían trasladado cuando se dirigieron a realizar la actividad recreativa. Además, se secuestró una escopeta que pertenece a Gabriel, y fue entregada por su hermana.

Contextual

Gabriel Delgado ingresó cerca de las 4 del 17 de este mes, en coma al hospital zonal de Quimilí —Dpto. Moreno—. Tenía lesiones en la cabeza y su cuadro de salud era crítico.
Fue estabilizado y trasladado al CIS Banda, donde permanece internado grave. Se conoció que en horas de la noche del 16, la víctima salió junto a sus amigos a cazar hacia una localidad cercana.
Estaba en la caja de una camioneta, cuando perdió el equilibrio y cayó al vacío. La víctima habría sufrido lesiones, por lo que fue hospitalizado. Actualmente, se encuentra internado en estado vegetativo y su estado es crítico.

08 de febrero de 2022.jpg