La provincia del Chaco sumo un total de 50.315 hectáreas de cultivos perdidas por las adversas condiciones climáticas donde el principal factor fueron las temperaturas extremas que se registran desde hace 40 días.

En algodón se contabilizaron pérdidas por el orden de las 8.540 hectáreas; en maíz 1.210; en sorgo 4.008; en soja 35.000 hectáreas, mientras que en otros cultivos 1.557, lo que hacen un total de 50.315 hectáreas que se perdieron por el clima, según un informe oficial de la cartera de Agricultura de la provincia.

SE IMPLANTARON 957.000 HECTÁREAS

Los productores agrícolas chaqueños implantaron un total de 967.005 hectáreas de cultivos entre algodón, con 211.409 hectáreas; 550.460 hectáreas de soja; mientras que se sigue sembrando maíz que lleva 125.282 hectáreas y sorgo 59.068 hectáreas, a las que debe sumarse unas 20.786 hectáreas de cultivos alternativos no tradicionales.

5,2% DE PÉRDIDAS

De acuerdo al informe oficial, las 50.315 hectáreas de cultivos perdidas por el calor, representa el 5,2% del total de lo implantado.
En algodón se perdió el 4% de los lotes; en maíz el 1%; en sorgo, el 6,8%; en soja el 6,4% y en otros cultivos el 7,5%.

08 de febrero de 2022.jpg