Los delincuentes lo golpearon y amenazaron para que no gritara y alertara a los vecinos de que está siendo asaltado. La policía ya tendría en carpeta a los maleantes.

Un hombre de 57 años debía retirarse de su domicilio y no quería dejar la casa sin moradores. Ante esta situación, Juan Carlos Pérez encomendó anteayer a su nieto de 13 años la misión de cuidar el inmueble ubicado en la calle Sacharupaj sin número del barrio El Triángulo de la ciudad de Monte Quemado, departamento Copo.

Tras su regreso, ayer a la mañana, Pérez advirtió actitudes raras en el menor, a quien le preguntó qué le pasaba. De esta manera, el nieto le contó que había sufrido un asalto.

El adolescente sostuvo que anteayer, alrededor de las siete de la tarde, se presentaron en el domicilio dos hombres que se movilizaban en una motocicleta Honda CG, de 125cc. Uno de ellos, quien es conocido del abuelo y varias veces se quedó a dormir en el inmueble, le dijo que le abriera la puerta. El menor accedió al pedido por la amistad que mantenía con su abuelo. Sin embargo, apenas cruzaron el umbral de la puerta, le pegaron un “parchazo” en la cabeza y lo amenazaron con un cuchillo para que no gritara.

Los sospechosos se apoderaron de una motosierra y luego ingresaron al dormitorio de su abuelo. Desde la habitación sustrajeron $ 10 mil, comprobó Pérez.

Los asaltantes se dieron a la fuga, aunque al salir de la propiedad, a uno de ellos se le cayó el celular, el que fue retenido por la víctima.

Tras la denuncia, se ordenó la aprehensión de los sospechosos, quienes están identificados. Uno es de apellido Cuellar y el otro es conocido como “Vaca”. Los acusados son buscados por personal de la Comisaría 22ª y es inminente que se produzcan sus detenciones, ya que hay datos concretos para ubicarlos.

IMG-20200507-WA0007.jpg